Mechaap

Diario deportivo africano online

El dolor de cabeza de la FENA: Piscina Olímpica de Malabo

Loading

El dolor de cabeza de la FENA: Piscina Olímpica de Malabo.

La piscina Olímpica de Malabo lleva 2 años (2018), desde que estas instalaciones sufren de una fuga de agua y de una falta de una bomba de 7,5 HP, lo que provoca que la Federación de Natación esté sin actividades o las programe fuera de sus instalaciones (Hoteles).

Lo más sorprendente de esta historia es que en más de tres intentos que el director técnico de competiciones mandara informes al Ministerio de Deportes solicitando el arreglo de esta instalación Olímpica, es en este pasado jueves 22 de octubre, es cuando una inspectora se atreve a realizar una visita para hacer las mismas promesas (hechas por el Secretario de Estado) y sin fecha de ejecución de las mismas, pese a los reportes que llegaban.

De esta manera, el Secretario General del Ministerio de Deportes prometió delante de la prensa que “dentro de poco Bouyques Batiments arreglara las instalaciones para los acuáticos”, una afirmación que se considera muy indeterminada, dado que el señor no precisó claramente en qué momento la empresa encargada podría venir a arreglar la piscina, teniendo en cuenta que la FENA ya tiene trazado un plan de preparación para los atletas cara a las Olimpiadas de Japón 2021.

El dolor de cabeza de la FENA: Piscina Olímpica de Malabo.

En el acto de clausura del curso de entrenadores, el mismo director técnico, señaló que “no se puede difundir sin producir” puesto que con la piscina Olímpica en funcionamiento seria la producción, en este sentido, la FENA podría preparar a sus atletas que fijan su residencia en la Capital, así difundir su capacidad acuática en los Juegos Olímpicos 2021, sin embargo les falta un paracetamol muy efectivo.  

El deporte acuático es uno de los que les gusta al ecuatoguineano, y la FENA acaba de capacitar a 40 nuevos entrenadores y más de 30 árbitros y jueces que se supone que podrían fomentar este deporte desde la base, pero si se encuentran con este dolor de cabeza, ¿dónde podrán practicar los conocimientos recibidos? En el país solo hay dos piscinas Olímpicas, volver a estar sin una ayuda en nada.  Por tanto se ha de solucionar este problema cuanto antes, sentar a la empresa y que cumpla con sus obligaciones de acuerdo al contrato suscrito o se pasa a otra.

En vista a esta dificultad enorme, la FENA ha visto oportuno en realizar los preparativos cara a los JJ.OO en Bata, lo que conlleva a un gasto extra, algo que si la piscina Olímpica de Malabo estuviera lista la FENA se ahorraría este gasto. En esta misma línea, para las clases “prácticas” de los entrenadores las recibieron en la “piscina del Hotel Bisila Palace”, una que no reúne los estándares internacionales, dado que una piscina Olímpica tiene 50 metros de largo y la del Hotel ni se aproxima a 25 metros y es para los turistas que hospedan en el lugar.

El dolor de cabeza de la FENA: Piscina Olímpica de Malabo

En definitiva, el Gobierno ya puso a disposición las instalaciones deportivas, mantenerlos ahora no debería suponer un problema, dado que lo más importante ya está hecho, que es su construcción. Por tanto, la piscina Olímpica de Malabo está averiada, es momento que se arregle, así la FENA podrá trabajar en sus proyectos cómodamente, porque sin estas instalaciones tendrán un intenso dolor de cabeza cada vez que elaboren un proyecto en pro de su federación y de los acuáticos ecuatoguineanos.